DE LO NOCIONAL A LO REAL

03/06/2018

DE LO NOCIONAL A LO REAL

Vivir supone actuar. En principio parece sencillo pasar de lo que uno piensa a lo que hace- aunque el saber popular afirma que "del dicho al hecho hay un gran trecho" - la realidad es que no siempre se alcanza. Actuar bien, en coherencia con lo que se piensa es propio de una persona madura. Y, porque no es innato, hay que trabajarlo, ya que se trata de saber actuar de acuerdo a lo que se piensa, porque quien actua distinto de como piensa pronto comienza a pensar como actúa. El actuar sigue al ser y es por los frutos que se conoce al árbol.

Aunque no es fácil comprobar el crecimiento en calidad moral, son iluminativos los llamados estadios morales de Kohlberg, estadios que parten de actuar por razones meramente externas - un primer estadio es el que tiene como motivación "si no me ven..." propia de la moral del delincuente - hasta llegar a decidir personalmente y de forma autónoma las propias actuaciones con el compromiso de hacer a los demás lo que me gustaría que me hicieran a mí, manifestación de haber alcanzado el sexto estadio, al que deberíamos llegar todos.

Un camino largo que no siempre se recorre de forma lineal, con avances y retrocesos, y en el que es importante educar ya que somos hijos de nuestras decisiones que son las que nos llevan a actuar. Saber pensar bien y saber pasar coherentemente de lo meramente nocional a lo real hay que aprenderlo lo más pronto posible de suerte que se nos haga habitual. No hay recetas, se aprende haciendo. 


Entrar

¿No tienes cuenta? ¡Regístrate!