ACCIÓN, CONEXIÓN, DESVIACIÓN

15/01/2018

ACCIÓN, CONEXIÓN, DESVIACIÓN

Hablando acerca de la creatividad de los alumnos, le escuché a Montserrat  Del Pozo estas tres palabras que me parecen acertadas y especialmente clarificadoras al referirnos a este concepto que tanto espacio ocupa en este momento en la educación.

Hay que hacer, hay que dejar que hagan cosas, muchas cosas. Asombra que Picasso, a quien nadie puede negar su creatividad, tuviera en su haber más de cincuenta mil trabajos diferentes. Bosquejos, dibujos, construcciones, ensayos... importante es que los alumnos hagan. Un hacer que es conveniente que esté conectado,  un hacer vinculado a la memoria - no se parte de cero - un hacer en conexión con lo conocido, vivenciado, aprendido, visto, sentido... El arte de saber ver lo que otros no vieron ante realidades parecidas.  Y a todo ello, y sin miedo, la desviación, el pensamiento divergente, lo sorprendente, lo distinto, lo que manifiesta originalidad. 

Estar atento para descubrir y favorecer en los alumnos la inquietud por hacer muchas cosas, ofrecerles muchos recursos, no cerrarles ninguna posibilidad divergente, es una manera de colaborar al crecimiento de su creatividad. No olvidemos que la creatividad se aprende. 


Entrar

¿No tienes cuenta? ¡Regístrate!